Las virtudes y los retos de empresarios hispanos

Gustavo Rangel

El 21 por ciento de los negocios pequeños en Texas son propiedad de empresarios hispanos, en otras palabras la economía del ‘Estado de la Estrella Solitaria’ depende mucho del esfuerzo y el éxito de estos “atrevidos” latinos que toman el riesgo de ingresar al mundo de los negocios por su propia cuenta.

“El empresario hispano es muy valiente y esta dispuesto a trabajar muy duro, por eso muchos de ellos tienen éxito en sus aventuras empresariales”, dijo David Solís, representante de la división de negocios pequeños a nivel nacional de Bank Of America.

Solís a lo largo de su carrera ha notado la evolución del empresario hispano y hoy en día puede decir con toda la confianza de que los dueños hispanos de sus propios negocios se encuentran mejor informados sobre herramientas tecnológicas, cómo invertir mejor su dinero y servicios bancarios.

“El empresario hispano de hoy sabe lo que quiere lograr con su negocio, y aprovecha los servicios a su alcance a lo máximo para lograr sus objetivos”, agregó Solís, que estuvo participando en la Conferencia Nacional de la US Hispanic Chamber of Commerce realizada en Houston.

En Houston aproximadamente el 31 por ciento de los negocios son propiedad de un inmigrante, según un estudio del Immigration Policy Center.

“El empresario hispano ha llegado para quedarse y su aporte en el futuro es vital para la economía de este estado (Texas) y el país. Sin las contribuciones de negociantes hispanos nuestra economía sufriría gravemente”, explicó Solís.

Durante la Conferencia Nacional de la US Hispanic Chamber of Commerce uno de los temas más importantes fue el de los negocios pequeños, porque se anticipa que en un futuro cercano los hispanos seguirán abriendo sus propias empresas, y ya no solamente se trata de taquerías, carnicerías, panaderías o mini tiendas.

“El empresario hispano de hoy está ingresando a competir en terrenos que tienen que ver con el mercado de la tecnología, arquitectura, construcción, energía, etc.”, explicó Solís.

Uno de los concejos que Solís ofreció para potenciales empresarios hispanos es que primero se informen bien de su negocio, así como la competencia, los precios, los servicios bancarios que existen y que busquen personas profesionales que los asesoren.

Un futuro incierto para algunos

Otro tema interesante que surgió durante  la Conferencia Nacional de la US Hispanic Chamber of Commerce fue la tendencia de los empresarios hispanos que ya cuentan con sus negocios operando.

Según un nuevo estudio de Massachusetts Mutual Life Insurance Company (MassMutual), la investigación del Estudio 2015 MassMutual Perspectivas de Dueños de Negocios reveló que el 80 por ciento de los latinos encuestados esperan ceder sus negocios a un miembro de su familia, la mayoría de las veces a un hijo. Sin embargo, el 37 por ciento de los encuestados dijeron que su sucesor puede no saber acerca de este plan de sucesión.

 

Para los dueños de negocios  latinos, la familia y la comunidad son fundamentales; no obstante,  la supervivencia de sus negocios puede ser incierta en el futuro.

La aspiración de vivir el sueño americano no es diferente, pero la definición de éxito puede ser más amplia, abarcando la capacidad de atención y apoyo para las familias extendidas, los amigos y sus comunidades.

El estudio informa de que sienten un fuerte sentido de la responsabilidad para con sus familias y las comunidades, pero tienden a tener poca confianza financiera y conocimiento para poner en marcha planes para garantizar que puedan seguir manteniéndolos.

 

“Los empresarios latinos están fuertemente vinculados con sus empresas, comunidades y familias”, dijo el Dr. Chris Mendoza, Director de Mercados Latinos, MassMutual. “Sin la apropiada preparación y conocimiento financiero, los dueños de negocios latinos están inhibidos  de alcanzar plenamente sus sueños y protegerlos”.

 

Los dueños de negocios latinos están creciendo al doble de la tasa nacional, de acuerdo al censo de los Estados Unidos. Y más de que el promedio en general, los empresarios latinos son más jóvenes y más propensos a tener en cuenta  a su comunidad cuando toman decisiones de negocios. Además, la mayoría de los encuestados comenzaron sus negocios para alcanzar el sueño americano, tomar el control de sus vidas, y el sustento de sus familias. Sin embargo, muchos no tienen los conocimientos ni los recursos necesarios para obtener ese control y asegurar un buen futuro financiero para sus familias.

 

Cuando se trata de tomar medidas para abordar las cuestiones relacionadas a la planificación esencial para los negocios, los dueños de negocios latinos enfrentan muchos desafíos en lograr su versión del sueño americano.