Líderes comunitarios del barrio Gulfton se quejan de las condiciones del parque Burnett Bayland

Gustavo Rangel

Cayetano Amaya pasa mucho tiempo alrededor del parque Burnett Bayland. El espacio verde ubicado en la intersección de la Chimney Rock y la Gulfton es para Amaya un sitio muy importante, aquí se gana la vida vendiendo antojitos a personas que llegan a visitar el parque por las tardes y los fines de semana.

“Yo trato de cuidar este parque porque es un lugar donde vienen familias a distraerse, es un lugar para todos”, dijo el vendedor ambulante.

Lamentablemente Amaya es de los pocos que trata de mantener el parque en buenas condiciones y seguro.

“Ya aquí veo a muchos pandilleros por las tardes fumando marihuana, tomando cerveza y hasta portando armas. La seguridad en este parque es muy mala. Yo llamo a la policía, pero no hace caso y no atienden los problemas graves que hay en este lugar”, agregó Amaya.

Los problemas de seguridad en el parque no son los únicos que preocupan a Amaya y otros líderes comunitarios del barrio Gulfton.

“No es posible que por varios años no se puedan tener baños dignos en este parque. Los baños están cerrados con candados y los usan para almacenar cosas. Nuestros niños tienen que usar baños portátiles. Esto no es lo que merece nuestra comunidad hispana”, comentó Roland Gramajo, empresario y líder comunitario del barrio Gulfton.

El mantenimiento del parque según Amaya es “pésimo”.

“A veces puede pasar toda una semana sin que vengan a limpiar la basura que deja la gente los fines de semana. Entiendo que también es culpa de la gente que no pone la basura en el bote pero tampoco es correcto que pasen varios días y los trabajadores no limpien. El parque parece un basurero”, explicó Amaya.

El candidato, Jim Bigham, al puesto de concejal del Distrito J, donde radica el parque Burnett Bayland, se ha unido a los líderes comunitarios de Gulfton para exigir que se mejore la atención que se le da al parque por parte de las autoridades, y pidió que más fondos del Departamento de Parques y Recreaciones sean dirigidos a las necesidades de dicho parque.

“Sabemos que se pueden hacer más inversiones en este parque, ya basta de que se sigan ignorando las enormes necesidades que tiene este lugar. La gente del Distrito J merecen algo mejor de su alcalde y sus otros representante en el Municipio”, comentó