Texans refuerzan líneas con todo y QB estelar

Texans refuerzan líneas con todo y QB estelar

Enrique Vásquez

Al iniciar la etapa importante de preparaciones para la nueva temporada, los Texans tomaron el toro por los cuernos y no quedaron satisfechos hasta que consiguieron cuatro titulares nuevos en el equipo ofensivo.

Por mandato de Bob McNair, propietario del equipo, la meta principal entrando al 2016 por supuesto era de resolver la posición de QB. Problema resuelto y de manera impresionante.

Brock Osweiler, el ex-Bronco, es el nuevo mariscal de campo de los Texans al firmar su contrato como agente libre. El joven de 25 años de edad y veterano de cuatro temporadas en la NFL está listo para tomar su propio equipo.

Con los broncos jugó un papel importante en lo que fue su camino al Super Bowl al ganar cinco de siete partidos que salió a la cancha como titular. En situación de presión Osweiler respondió al vencer al equipo invicto de los Patriots y al equipo de playoffs de los Bengals y lanzó para tres pases de TD en contra de los Steelers. Osweiler destaca por su estatura al medir 6 pies-7 pulgadas pero también es un estupendo atleta. Saliendo de la preparatoria fue ofrecido una beca para jugar basquetbol en la distinguida Universidad de Gonzaga. Eventualmente se decidió por el emparrillado y la Universidad de Arizona State en donde destacó y lanzó para más de 4,000 yardas y 26 pases de TD en su última temporada con los Sun Devils.

Para tomar el siguiente paso como cuadro ofensivo y como franquicia en general, los Texans necesitan un QB que pueda ganar partidos. No se puede aspirar a cosas grandes cuando sólo se espera que el mariscal maneje el partido. Osweiler demostró esta capacidad en su tiempo limitado con los Broncos.

Si Bill O’Brien y George Godsey pudieron rescatar 18 triunfos en dos temporadas trabajando con mariscales con muchas limitaciones. Ahora trabajarán con un mariscal formado que aún cuenta con gran potencial. En su rueda de prensa de presentación, Osweiler confirmó que la razón principal por firmar con los Texans es por lo oportunidad de trabajar con O’Brien. Brock reconoce que puede aprender mucho del jefe de los Texans y que le ha pedido que lo trabaje a lo máximo. Sin duda se nota un presencia y carácter de líder en Osweiler. Este será su equipo y está ansioso por iniciar su trabajo con los Texans.

Para ayudarle a Osweiler los Texans firmaron al corredor Lamar Miller. El ex de la Universidad de Miami y ex Miami Dolphin, se incorpora a un equipo que en ausencia de Arian Foster le faltaba un corredor con capacidad de anotar de cualquier parte de la cancha. Miller cuenta con estupenda velocidad y la capacidad de atrapar pases de su posición de corredor. Sólo hay que recordar el partido de los Texans en Miami la temporada pasada en la cual Miller atropelló a los Toros para más de 200 yardas por tierra. Como Osweiler, Miller es joven (24 años de edad) y cuenta con un futuro prometedor.

 

Junto con Alfred Blue los Texans ahora cuentan con una combinación perfecta de poder y velocidad y ambos con mucho partidos más por jugar en su camino. En agencia libre los Texans perdieron a dos titulares en la línea ofensiva pero el gerente general Rick Smith resolvió esto de manera inmediata. La contratación del guardia Jeff Allen (Kansas City) y el centro Tony Bergstrom (Oakland) le da a los Texans dos titulares nuevos en la línea que cuentan experiencia y calidad en el centro y puesto de guardia derecho.

Este trabajo realizado por los Texans en agencia libre ha sido productivo. Los Texans han encontrado talento de calidad joven que resuelve varios problemas en el plantel. Por supuesto el enfoque será sobre Osweiler al ser el nuevo líder del equipo pero la realidad es que todos en esta lista de cuatro Texans nuevos tienen el potencial de marcar diferencia. Estos movimientos en el plantel de la misma manera le abre las puertas a mejores opciones en el próximo draft. Ya no es necesario arriesgar en un QB novato que tomaría tiempo en desarrollar. Especialmente cuando la mentalidad del equipo es de ganar hoy.

La directiva de los Texans sin duda acertó en sus esfuerzos para reforzar el plantel. Aun se tiene que trabajar para preparar el draft en el mes de Abril. Pero queda claro que los Texans han tomado un buen primer paso en su preparación para la temporada del 2016.

Enrique Vasquez, se encuentra en su décimo cuarta temporada en las transmisiones de los Texans. La temporada del 2015 será su cuarta como la voz oficial en español de los Houston Texans y la temporada número 24 transmitiendo partidos de la NFL.