23 Jun 2021

Alertan que en Perú desaparecen 15 mujeres al día, la mayoría son niñas y adolescentes

October 15, 2020

Perú.- Cada 90 minutos desapareció una mujer en Perú en lo que va de año, en su gran mayoría niñas o adolescentes, aunque el número de víctimas puede ser aún mayor en las regiones del país en las que se mantienen las restricciones para transitar por la pandemia de la Covid-19.

Un total de 4 mil 52 mujeres fueron reportadas a las autoridades como desaparecidas entre enero y septiembre último, de las cuales 2 mil 894 eran niñas y adolescentes, es decir, 15 mujeres al día, de acuerdo al más reciente informe de la Defensoría del Pueblo, según recaba en una nota la periodista Mónica Martínez.

Sólo durante la cuarentena que se aplicó en Perú entre el 16 de marzo y el 30 de junio para evitar los contagios por la pandemia, se reportaron 915 casos de niñas y mujeres desaparecidas.

En abril hubo un decrecimiento de 170 denuncias, pero a partir de mayo las cifras comienzan a subir nuevamente a 234, en junio a 358, en julio más de 500 y en agosto superaron las 600 desapariciones.

“Es tan doloroso el fenómeno de la desaparición que no sabes si la persona está viva o muerta, su condición legal es de una persona que existe pero no está contigo. Eso genera un sufrimiento eterno, una incertidumbre permanente para la familia de no saber qué hacer”, expresó a la agencia de noticias Efe la adjunta de los Derechos de la Mujer de la Defensoría del Pueblo, Eliana Revollar.

La preocupación de la Defensoría radica en que los casos de desaparición de menores aumentaron durante la pandemia, pero en las regiones que mantienen una cuarentena focalizada se han llegado a duplicar, como en la región selvática de Ucayali que se han incrementado de 7 casos en agosto a 20 en septiembre, o en la amazónica San Martín de 7 a 14 casos.

Revollar indicó que la Policía Nacional y el sistema de justicia tienen que tener en cuenta que “de 100 feminicidios ocurridos de enero a septiembre, en 25 se ha denunciado previamente la desaparición de estas mujeres”.

“Entonces, sí hay una conexión entre lo que pasa con ellas y las formas de violencia que pueden ser causa de la desaparición, muchas veces, pero también consecuencia. Temas de feminicidio o trata de personas y una serie de situaciones y vejámenes que podrían estar consideradas, si no se toman en cuenta para una investigación inmediata”, precisó.

Una trágica muestra de que la pandemia por la Covid-19 fue también el peor momento para la violencia ejercida contra las mujeres es el caso de Leslie Valeria Vicente, una joven de 19 años que se fue a trabajar a la ciudad selvática de Tingo María para poder comprar una computadora portátil que le permita seguir estudiando en la universidad en forma remota, pero fue asesinada el 15 de julio, y no hay ningún sospechoso.

Advertisements

Edición Impresa

Trending News