05 Mar 2021

FIRMA EL PRESIDENTE TRUMP EL T-MEC Y BROMEA SOBRE EL MURO; YA SÓLO FALTA FIRMAR CANADÁ

February 8, 2020

Por Miguel Mejía H.

Washington.- Primero fue el gobierno mexicano, ahora le correspondió al presidente Donald Trump firmar el acuerdo comercial denominado T-MEC (Tratado de México, Estados Unidos y Canadá), no sin antes bromear sobre su intención de reforzar y ampliar el muro fronterizo.

Aunque ya sólo era una cuestión de trámite, el presidente Trump convirtió la ceremonia protocolaria en un acto de campaña, ya que busca reelegirse en los comicios de principios de noviembre.

“Hoy, finalmente estamos poniendo fin a la pesadilla del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) y promulgando en ley un nuevo acuerdo con Canadá y México que es el más grande, justo, balanceado y moderno acuerdo jamás alcanzado”, dijo Trump.

“Esto está por todo el mundo, aun cuando está sólo en una frontera hermosa, donde, por cierto, se está construyendo ahora un muro poderoso. No sé si debería decirlo en esta reunión en particular; sé que anoche generó una gran ovación”, declaró entre aplausos y risas de la mayoría de los asistentes, debido a que horas antes había declarado que el muro estaba siendo pagado por México, luego matizó que se trataba de financiarlo con impuestos sobre las remesas que mandan los migrantes a sus países de origen.

Para que no quedara duda de su tendencia, el presidente no invitó a los demócratas a la ceremonia correspondiente, ni siquiera a los que fueron determinantes en el Congreso federal.

Para aplaudir a Trump y vitorear su promesa cumplida de reemplazar al TLCAN con el TMEC, a la Casa Blanca acudieron líderes sindicales, senadores republicanos, gobernadores y otros funcionarios de gobierno estatales y locales de diferentes estados de la Unión Americana.

En la ceremonia, Donald Trump se auto elogió por haber concretado un nuevo acuerdo de comercio en la región norteamericana, que de acuerdo con él tendrá mayores beneficios para los estadunidenses y sus empresas e industrias que el ya desaparecido TLCAN.

“Dos décadas de políticos prometiendo reemplazar al TLCAN y este acuerdo fue una catástrofe”, aseveró Trump para luego anotar: “pero no soy como esos políticos, cumplo mis promesas y estoy luchando por los trabajadores estadunidenses”.

Inicio del tratado

Para que entre el vigor el TMEC hace falta la ratificación del parlamento canadiense, que se considera quedará materializada en estos días, por lo que se calcula que la nueva modalidad de intercambio de bienes y servicios entre los tres países se instrumentará el próximo 1 de julio.

La Casa Blanca indicó que cuenta con un presupuesto de 800 a mil millones de dólares para instrumentar al T-MEC, con lo que se detendrá la fuga de capitales, empresas y trabajadores en busca de la mano de obra barata que ofrece México.

Un documento oficial de la Casa Blanca sobre el T-MEC sostiene que con este nuevo acuerdo, en Estados Unidos se crearán 600 mil nuevos empleos y generará una actividad económica de unos 250 mil millones de dólares.

“Este compromiso incluye el capítulo laboral más fuerte, avanzado y amplio en la historia comercial de Estados Unidos, los trabajadores de todos los sectores de la economía estadunidenses se verán beneficiados”, sostiene el documento oficial de la Casa Blanca.

El camino

Desde su inicio de gobierno en 2017, el presidente Trump exigió renegociar el TLCAN, al que acusó de haber alentado el éxodo de empleos manufactureros estadounidenses a México. También dijo que quería reducir el déficit comercial de Estados Unidos con México y eliminar el sistema de solución de controversias del TLCAN (Capítulo 19), que consideró injusto. Las conversaciones para modernizar el texto comenzaron en agosto de 2017.

En mayo de 2018, en medio de un estancamiento en la revisión del TLCAN, el gobierno estadounidense decidió aplicar aranceles al acero y el aluminio de México y Canadá, antes exentos. Estos a su vez presentaron una queja ante la Organización Mundial del Comercio (OMC). El 5 de junio, México publicó una lista de productos estadounidenses gravados en represalia (carne de cerdo, whisky, queso, manzanas y uvas). El 29 de junio, Canadá también anunció impuestos a Estados Unidos (en acero, aluminio, jugo de naranja, veleros y cortadoras de césped). Washington protestó ante la OMC por estas medidas.

Esa situación generó tensiones, mismas que concluyeron el 27 de agosto de 2018, cuando Trump anunció que había concluido un “muy buen acuerdo comercial” con México. El 30 de noviembre, los tres países firmaron al margen del G20 en Buenos Aires un nuevo acuerdo de libre comercio, que bautizaron T-MEC, que aún debía ser confirmado por sus parlamentos. El camino para la ratificación se agilizó el 17 de mayo de 2019, cuando Trump anunció la eliminación de los aranceles al acero y al aluminio de México y Canadá.

Pero días después, Trump amenazó con gravar todos los productos mexicanos en un intento por obligar a su vecino del Sur a detener el flujo de inmigrantes indocumentados y las drogas a Estados Unidos.

El 7 de junio finalmente suspendió la medida tras alcanzar un acuerdo sobre inmigración. El 19 de junio de 2019, el Congreso de México ratificó el T-MEC. Canadá dijo que lo aprobaría después de que lo hiciera Estados Unidos, donde el documento era cuestionado por la oposición demócrata y por los sindicatos, que consideraban que México no cumpliría con los compromisos laborales previstos para evitar la competencia desleal.

El 10 de diciembre de 2019, después de meses de negociaciones con el Gobierno de Trump, los demócratas anunciaron que estaban satisfechos con las enmiendas al texto inicialmente rubricado. Ese día, en Ciudad de México, un nuevo protocolo del T-MEC fue sellado por los Ejecutivos de los tres países.

El 12 de diciembre de 2019, el T-MEC modificado fue ratificado por el Congreso de México.El 19 de diciembre, la Cámara de Representantes de Estados Unidos dio luz verde al texto enmendado, y el 16 de enero de 2020, el T-MEC fue aprobado por el Senado, con lo cual quedó finalmente ratificado por el Congreso.

Trump promulgó el T-MEC el pasado 29 de enero de 2020. Y el gobierno de Canadá respondió que iniciaría el trámite de ratificación, aunque puede tardar varias semanas, pero se considera que es un proceso de mero trámite.

Advertisements

Edición Impresa

Trending News