05 Mar 2021

Migrante fallece al intentar cruzar la frontera con otros 16 por una alcantarilla

February 9, 2021

California.- Un grupo de migrantes intentó cruzar la frontera a través de alcantarillas en la zona fronteriza de San Ysidro que colinda con la ciudad mexicana de Tijuana, el pasado viernes 29 de enero.

El consulado de México en San Diego informó que el grupo fue detectado por agentes de la Patrulla Fronteriza, quienes realizaban una revisión debido a las intensas lluvias intermitentes en la zona. Al ver a una persona en el drenaje abrieron las rejas, pero la corriente arrastró a los indocumentados.

Los agentes rescataron y aseguraron a al menos 17 mexicanos, uno de los cuales murió, indicó el consulado. Uno de los migrantes requirió servicios de reanimación cardiopulmonar y fue trasladado a un hospital, mientras que otros sufrieron heridas menores y fueron tratados ambulatoriamente en clínicas de San Diego, detalló.

Los migrantes ya reciben atención consular para avanzar en su respectiva deportación. El consulado mexicano en San Diego añadió en el comunicado que ya están notificando a los familiares para brindar la asesoría correspondiente.

El deceso ocurrió después de que se registraran fuertes lluvias que incrementaron las corrientes en el drenaje.

Un agente de la Patrulla Fronteriza relató al diario San Diego Union-Tribune que oyó gritos de auxilio procedentes de una reja que él abrió. Ahí encontró a una persona muerta y a otra muy grave. Posteriormente, llegaron refuerzos para rescatar a otras personas atrapadas en el drenaje.

Las autoridades confirmaron el rescate de al menos otros 16 migrantes que corrían peligro al tratar de ingresar al país bajo las mismas circunstancias. Uno de los rescatados -muy grave- fue trasladado a un hospital, mientras que otros sufrieron lesiones menores y fueron atendidos en ambulatorios de San Diego, de acuerdo con el consulado mexicano.

“La mayoría” de los indocumentados serán deportados a México a la brevedad, aseguraron las autoridades.

Jeffrey Stephenson, portavoz de la Patrulla Fronteriza en San Diego, explicó que cuando llueve muy fuerte, los traficantes de personas intentan aprovechar que las autoridades estadounidenses abren algunas compuertas.

Stephenson agregó que, cuando llueve mucho, las condiciones de estas alcantarillas se convierten rápidamente en una trampa peligrosa. “En cuanto empieza a llover, el agua sube muy rápido”, dijo.

Este método para intentar alcanzar el sueño americano empezó a dejar muertos en 2019, un año de llegadas masivas en la frontera sur antes de que la pandemia del coronavirus complicara la posibilidad de cruzarla.

Pese a que la frontera sur sigue restringida por razones sanitarias, las detenciones de migrantes por cruzarla irregularmente han ido creciendo en los últimos tres meses de 2020, según datos de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza.

En las últimas semanas, varios migrantes han buscado ingresar de forma ilegal a Estados Unidos tras el fin de la administración de Donald Trump. Aunque el presidente Joe Biden ha firmado decretos para acabar con la política migratoria de su predecesor, el ingreso al país aún está prohibido debido a la crisis sanitaria por Covid-19 y el cierre de fronteras para evitar un aumento en el número de contagios.

Advertisements

Edición Impresa

Trending News