Vida Cultura Música

La Universidad de Houston mantiene la tradición

La Universidad de Houston mantiene la tradición

Por Domingo Banda/La Prensa de Houston

Houston.- Lo primero que noté cuando los vi fue el traje rojo bordado con hilos brillantes y por supuesto no pude ignorar las botas de ese mismo color y con un acabado brillante como de charol. Después subí mi mirada al moño gris plateado que adornaba el cuello de cada uno, cambiando perfectamente con su cinturón, eso sí con el logotipo que los representa.

Al ver lado a lado del escenario miré al grupo completo cada uno con sus instrumentos y listos para arrancar con el repertorio de canciones. Inmediatamente, las cuerdas del violín soltaron los primeros acordes y se unieron al guitarrón, la guitarra y las trompetas.

Así iniciaba un espectáculo del Mariachi Pumas de la Universidad de Houston, pero este es solo uno de los muchos logros que este grupo ha tenido desde que se formó hace unos tres años.

El Mariachi Pumas de la Universidad de Houston es un programa que ofrece a los estudiantes experimentar de cerca la música de este género. Foto por Domingo Banda

Detrás de este grupo de mariachi hay muchas historias, no solo de quienes lo conforman, pero también de cómo se fue dando este programa que ahora forma parte de la Escuela de Música Moore de dicha universidad.

Sin embargo, antes de continuar con este relato que nos enorgullece por que realza nuestra cultura y tradiciones, tenemos que mencionar que justo el 15 de septiembre da inicio el Mes de la Herencia Hispana, una celebración en Estados Unidos que durante 30 días festeja la historia, tradiciones y contribución a la sociedad y cultura americana de parte de los hispa- nos que aquí vivimos.

Reconocimiento

Es por eso, que resaltar una labor como la que está haciendo José Longoria el director del Mariachi Pumas, se tiene que reconocer, pues por medio de su trabajo acerca a los estudiantes a la música mexicana.

“Ya vamos en nuestro tercer año de tener este programa de mariachi que está apoyado por la universidad y muchas comunidades. Mucha gente está interesada en apoyarnos”, dijo Longoria a La prensa de Houston.

El profesor viene de una familia de músicos, es tercera generación de mariachi, comenzó tocando desde los 7 años de edad y exclama su amor por este género musical, mismo que busca seguir pasando a nuevas generaciones y por medio de este programa está haciéndolo.

Entre los requisitos para que una escuela como la Universidad de Houston solvente un programa como este se debe tener una registración de estudiantes hispanos del 25%, según datos de en su sitio de internet sobre pasa este número al tener un registro de 32% de estudiantes hispanos.

“Tenemos alumnos que tienen esa curiosidad de cómo es esta música, no hablan ni español, han tocado solo en orquesta y ahora son parte de mariachi”, comparte Longoria.

Diversidad

Entre las notas musicales se pueden notar las caras de satisfacción de cada uno de sus integrantes, tal como lo es este país y sobre todo la ciudad de Houston, una urbe multicultural.

Así es el grupo de Mariachi Pumas, diverso no solo por nacionalidades también por experiencias que se unen cuando interpretan una canción.

Stephanie Horton, integrante del Mariachi Pumas de La Universidad de Houston

“Los miembros de mi familia hablan solo inglés, nuestra cultura es otra y en la escuela todo lo que aprendimos era en inglés, creo que uno se desconecta de esta cultura”, comparte integrante del mariachi.

 

Horton de 19 años es estudiante de la Universidad de Houston donde cursa una carrea en educación, tiene dos años que se unió al grupo donde toca el violín y canta algunas de las canciones.

“Una de mis canciones favoritas definitivamente tiene que ser ‘Amor eterno’, aunque siempre me pone triste, pero es porque es una buena canción. Por supuesto me encantan las canciones de Selena entre ellas ‘No me queda más’, ‘Si una vez’”.

“Al formar parte del mariachi me ha ayudado para acercarme a mi cultura y mi herencia, también me ayuda a practicar el español. He tocado música toda mi vida, mi mamá me decía que por que no empezaba a tocar música en español. Yo le dije que no tenía idea de cómo empezar”, expresa y también asegura que su familia tiene raíces en México.

Lecciones de vida

Como lo mencionamos anteriormente, este tipo de programas se da luego de que la inscripción de un porcentaje alto de estudiantes hispanos se da, permite a la institución ofrecer los fondos para que esto se realice.

Y es que como no reconocer las aportaciones de toda una comunidad hispana a este país si de acuerdo con el Censo del 2020, todos los hispanos somos 62.1 millones y representamos el 18.7% de la población que busca aportar a esta sociedad.

Jesús Sánchez, integrante del Mariachi Pumas

“Siempre busco algo que pueda hacer mi comunidad un mejor lugar”, dice Jesús Sánchez otro integrante del Mariachi Pumas.

Es hijo de una madre soltera de origen mexicano y cuenta que ella luchó por darle un mejor futuro, por eso, aprovechó el esfuerzo de su madre.

Sánchez es maestro de matemáticas graduado de la Universidad de Houston y además es sargento de la reserva del ejército de Estados Unidos.

“Crecí escuchando la música regional mexicana, banda, norteño y mariachi. Eso fue muy importante porque me ayudó a recordar de dónde venimos. Nos ayuda a no olvidar de dónde vienen nuestras familias”, expresa Sánchez.

En el corazón

La música de mariachi ha marcado la vida de millones, esos que la tocan e interpretan y la de los que la escuchamos. Es uno de los géneros más escuchados y que no puede faltar en fiestas y hasta en funerales, hay canciones para todos los gustos.

Se dice que el mariachi se originó en el estado de Jalisco en México, para ser exactos en la localidad de Cocula.

Al principio no se utilizaban los trajes con los que lo conocemos, se le fueron agregando instrumentos y poco a poco tomó la forma que el mundo lo conoce. Lejos de las fronteras de México está música es famosa y el mariachi se ha vuelto popular en países como Colombia, Canadá y hasta en Japón. Donde no son necesariamente mexicanos los integrantes de estos grupos.

El maestro José Longoria es el líder del Mariachi Pumas de La Universidad de Houston. Foto por Domingo Banda

Por eso en el año 2011 la UNESCO (Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura) nombró el mariachi como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad.

“Cuando viven la experiencia del mariachi eso les inyecta algo mexicano, digo yo”, dice con mucha emoción el profesor Longoria.

Así ha pasado con los integrantes del programa en la Universidad de Houston, donde la curiosidad o el amor por esta tradición ha llevado a muchos a ser parte de esta aventura.

“Es de admirarse que la gente tenga esta motivación. Tenemos gente que está en otras carreras y darles esta pasión es muy importante para mí”, asevera Longoria, que ahora también ha tenido la oportunidad de tener programas de esta música en otras escuelas de área como Sam Houston Math, Science and Technology Center y la escuela secundara Patrick Henry Middle School.

“Es increíble que las escuelas como la Universidad de Houston ofrezcan este programa”, dice Horton quien asegura que el Mariachi Pumas se ha convertido para ella en otra gran familia.

La diversidad cultural de los integrantes del mariachi enriquece el programa. Foto por Domingo Banda

“Aunque en mi preparatoria había un número predominante de alumnos hispanos, no había ningún mariachi o grupos que resaltaran la cultura hispana para que los estudiantes se mantuvieran conectados con su cultura”, añade.

Con esa misma motivación se expresa Longoria quien asegura dará la bienvenida a todos los estudiantes de la Universidad de Houston que tengan las ganas de conocer la música de mariachi, tocarla y vivirla.

“No tienen que ser mexicanos, invito a los de China, Japón y la India, de cualquier parte del mundo, porque la música es para todos. Esta es una experiencia que yo les garantizo, que cuando entren a la clase del grupo, les dará esa pasión del mariachi”, concluye Longoria.

Estas historias que se viven en el Mariachi Pumas son tan solo unas de las de millones de hispanos que trabajan día a día aportando a este país que nos ha recibido y provee grandes oportunidades.

About Author

Domingo Banda

Domingo Banda, es un periodista experto en temas de entretenimiento y cultura, con 16 años de experiencia trabajando en el mercado hispano dentro y fuera de Texas. Banda ha tenido la oportunidad de entrevistar a las más grandes personalidades del espectáculo latino, así como cubrir eventos de suma importancia dentro del entretenimiento y más. Cuenta con vasta experiencia en la fotografía y en la video producción. Entre sus pasatiempos están la lectura y la producción teatral. Es voluntario en diversas organizaciones sin fines de lucro locales, donde utiliza su experiencia en el medio para ayudar a la comunidad.