Home NoticiasLocales Una segunda oportunidad de vida

Una segunda oportunidad de vida

La salud cardiovascular es de suma importancia y los latinos son uno de los grupos más afectados.

by Estefanía López

Houston. –  El corazón es vital para vivir, sin embargo, es uno de los órganos más descuidados a pesar de su importancia, por eso desde 1963 en Estados Unidos el mes de febrero es dedicado a la salud cardiovascular para poder crear conciencia en la comunidad.

El debate si la alta presión sanguínea, es un problema del corazón es algo del cual los expertos aún no llegan a un acuerdo, pero en lo que sí están en unión, es que el tener alta presión sanguínea puede causar problemas de corazón muy serios, si no se trata a tiempo.

Según estadísticas, 1 de cada 4 hispanos tiene presión arterial alta, que puede ser un precursor de un ataque al corazón, derrame cerebral, enfermedad renal o insuficiencia cardíaca.

Los problemas del corazón más comunes son; enfermedad coronaria, angina de pecho, infarto de miocardio, arritmia y condiciones cardíacas congénitas.  Si las condiciones son suficientemente serias puede requerir un trasplante de corazón, como le sucedió a Randy Creech.

Todo comenzó con un examen físico de rutina, el médico notó una irregularidad en los latidos del corazón de Creech y le mando un electrocardiograma (ECG).

Después de varias pruebas se determinó que su corazón estaba perdiendo eficiencia debido a una infección viral, el daño en su corazón era tan grave que lo único que le podía salvar la vida era un trasplante de corazón.

Creech, expresó la angustia de estar en una lista de espera para recibir un trasplante, una lista en la que estuvo durante 6 meses, esperando un corazón compatible.

Su trasplante de corazón fue  hace más de 30 años y, desde entonces Creech se a convertido en un partidario de la salud de corazón, al igual que vocero sobre la donación de órganos, ya que el sabe lo difícil que es esperar por un órgano y sabe lo difícil que es saber de dónde viene la mayoría de los órganos. Alguien debe morir para que otra persona tenga una segunda oportunidad de vida.

Creech recuerda la tan esperada llamada que le brindó felicidad y tristeza a la vez. “Señor Creech tenemos un corazón para usted, un joven de 19 años ha muerto en Amarillo y ese corazón coincide con usted”.

Difícil de encontrar

La disparidad de recipientes y donantes de órganos es significativa entre latinos. Las comunidades minoritarias normalmente esperan más tiempo en la lista de espera nacional de trasplantes de órganos para recibir un regalo que salve vidas, porque no hay suficientes donantes dentro de sus propias comunidades.

Según el departamento de salud y servicios humanos de los Estados Unidos, el 20.5 % por ciento del total de candidatos que actualmente esperan trasplantes son hispanos, estos representaron el 14. 6 % por ciento de los donantes de órganos en 2020.

Aunque la donación y el trasplante pueden realizarse entre personas de diferentes grupos raciales o étnicos, los trasplantes tienen una mayor probabilidad de éxito cuando los órganos son compatibles entre miembros del mismo origen racial o étnico.

“Simplemente, aunque tu y yo seamos latinoamericanos, no significa que mi corazón sea compatible con tu sistema inmunológico”, explicó Javier Nieto, jefe de servicios de operación de órgano de LifeGift.

Cabe destacar que la compatibilidad inmunológica es de suma importancia, si el receptor recibe un corazón que no es compatible su sistema inmunológico va a empezar atacar al tejido extraño que se acaba de recibir y esto hace que el corazón no funcione en el cuerpo del receptor.

La salud del corazón es importante, ya que el poder detectar cualquier irregularidad a tiempo puede significar la vida o la muerte.

 

You may also like